¿Qué debo escoger: un gato de raza o uno mestizo?

Cuando decides elegir una nueva mascota, como el caso de un gato, debes tener en consideración diferentes aspectos, como, por ejemplo, si buscas uno de raza o uno mestizo y cómo este factor puede incidir en las características y requerimientos de dichos animalitos.

El comportamiento o temperamento de un felino va a depender de los rasgos genéticos y experiencia en particular a la que haya sido sometido durante el tiempo de socialización. Este lapso es relativamente corto y culmina aproximadamente a las 8 semanas de edad, sin embargo, los pequeños felinos continúan teniendo receptividad a algunos cambios en su comportamiento hasta alrededor de los seis meses.

Para los amantes de los felinos no debería existir esta división en dos bandos, pues hay excelentes argumentos que favorecen la tendencia de querer un gato de raza, así como de la preferencia de tener un gato mestizo.

Lo que realmente importa es el origen de cada felino. Quienes se inclinan por adquirir un gato de raza tienen que buscar un criador responsable y serio, de esta forma están contribuyendo a conservar la salud de dicha raza. Y quienes aman a los gatos mestizos tienen que dirigirse a la protectora de animales, donde hay bastantes animalitos que esperan conseguir un hogar nuevo y caluroso.

¿Quieres tener en casa a dos gatos? Claro está que los felinos mestizos que son sociables pueden convivir perfectamente con un gato de raza, ya que los mininos rápidamente se adaptan el uno con el otro. De todas formas, si los criadores y los proteccionistas de animales se ponen de acuerdo, podrán generar un idóneo bienestar en el ámbito de la cría de gatos y su educación.

¿Qué es el pedigrí?

El pedigrí se refiere al linaje biológico de un animal doméstico, ya sea gato o perro. El documento de pedigrí permite verificar la pureza de la raza de un felino. Esto significa que un gato con pedigrí tiene algunas particularidades propias de la raza a la que pertenece y que lo distinguen de los demás.

Para obtener un certificado de pedigrí se tiene que comprobar que la raza del animal es pura durante varias generaciones. Generalmente, dichos certificados los emiten algunos clubes, federaciones o asociaciones.

Es fundamental dejar en evidencia que éste documento de pedigrí que acredita la pureza de una raza de gato, está compuesto por algunos aspectos entre los cuales se incluye la denominación del libro genealógico, el número del registro del gato, el nombre del mismo, la raza a la que pertenece, la fecha en que fue inscrito, el sexo, el color y la fecha en que nació.

También se requieren otras informaciones relevantes como el nombre de quien lo crió, el código que identifica el microchip y la información personal del propietario.

¿Por qué elegir un gato de raza?

Cruzar de manera selectiva ciertas razas de gatos, es una práctica que se usa para criar felinos con algunas características físicas específicas, como la clase de cola, la forma de las orejas y la cabeza, la longitud del pelo, entre otras. Dicha selección también influirá en el comportamiento y el carácter.

Es por ello, que los felinos de raza poseen características bastante precisas. Resulta bastante difícil saber cuál será el carácter o el comportamiento de un gato adoptado o rescatado, lo cual es considerado por los amantes de los mestizos como algo encantador. Quienes aman los felinos de raza, no solamente les gusta la belleza, sino también el carácter y el temperamento.

Hay una gran diversidad de razas de gatos que son ejemplares tranquilos y que se adaptan de manera rápida a sus nuevos hogares; otros poseen un carácter bastante sociable, lo cual los hace mascotas perfectas para la convivencia con niños.

Otras razas demandan mucha atención y generan un fuerte vínculo con sus dueños. Conocer los requerimientos y las necesidades de cada una de las razas de felinos te facilitará tu elección para que el gato cubra tus expectativas.

Actualmente, el gato bengalí resulta ser un felino bastante popular y muy buscado por los amantes de los gatos de raza. En la última década se ha incrementado exponencialmente la proliferación de nuevas razas con particularidades físicas bastante precisas, como por ejemplo el gato sin pelo, el de pelaje rizado y suave o el gato sin cola.

De seguro quieres una raza cuya apariencia sea atractiva, sin embargo, lo más fundamental es que el comportamiento y el carácter sean los apropiados para tu familia.

·        Pros y contras de un gato de raza

Entre los pros de tener un gato de raza es que los criadores profesionales te informarán sobre las generaciones anteriores de tu futuro felino. En este sentido te suministrarán  un análisis responsable de la salud de cada gato.

Puedes saber previamente acerca del carácter y las cualidades particulares del gato que estás llevando a casa. En los criaderos responsables te garantizan gatos con un temperamento excelente debido a los cruces realizados con otros felinos de razas reconocidas.

Uno de los contras más comunes en contra de los criaderos de felinos, es que los centros de protección están abarrotados, y si las personas no compraran los gatos, quienes se dedican a esta práctica no reproducirían más animalitos de raza pura.

De esta manera, los amantes de los felinos solo pueden escoger sus mascotas en dichos centros de protección y los mismos se desocuparían. Teóricamente esto suena lógico, sin embargo, siempre hay personas que prefieren algunas razas y pocas veces se consiguen en estos lugares, pues casi todos son gatos mestizos.

¿Por qué elegir un gato mestizo?

Para crear una raza determinada de gatos, solo se usan para su reproducción algunos felinos que muestran las particularidades físicas y el carácter que se necesita. Si estas características solo las tienen unos pocos casos, dichas particularidades genéticas se pueden reducir de manera drástica.

Existen muy pocos ejemplares que cumplan con los requisitos, se necesita cierto nivel de endogamia para asegurar las características que se desean. Dicho procedimiento puede elevar los peligros de que aparezcan algunos problemas genéticos.

No obstante, los criadores serios y responsables tienen a su disposición una gran variedad de pruebas genéticas que detectan y evitan los posibles inconvenientes vinculados con la raza. Las diferentes organizaciones y fundaciones felinas promueven la cría responsable, la utilización de prácticas sugeridas en términos de la selección y la restricción de la endogamia intensiva.

Hay criadores que resaltan de forma extrema algunas características anatómicas, lo cual es conocido como “hipertipo”. Algunos ejemplos de esto son la raza oriental y siamés, que tienen la cabeza cada vez más alargada y la contraparte vendrían siendo la raza exótica y la persa, con cabezas bastante aplanadas. Dicha exageración en la morfología posee secuelas fisiológicas y anatómicas, que además pueden ocasionar inconvenientes de salud.

Los felinos sin pedigrí que son mestizos, tienen un patrimonio genético bastante elevado y las probabilidades de desarrollar dichas patologías hereditarias pueden resultar muy mínimas.

·        Pros y contras de un gato mestizo

Si eres un amante de los gatos en general, puedes llevar a casa a un felino mestizo y brindarle un hogar amoroso y con calor de familia. En los centros de protección de animales consigues gatos mestizos de todo tipo y color.

Los felinos mestizos también son juguetones y están llenos de sorpresas y mucho cariño para sus dueños.

Uno de los contras de los gatos mestizos es que pueden provenir de cuidadores irresponsables que generalmente no los esterilizan, no los vacunan y tampoco los desparasitan.

Los gatos de raza mestiza pueden tener algunas enfermedades que no son conocidas por los protectores, en algunos casos vienen de fuentes dudosas y tienen parásitos que producen problemas de salud en el futuro, generando inconvenientes para sus dueños.

El sexo del gato influye en las razas puras o mestizas

La pregunta sería si hay considerables diferencias con respecto al carácter y el comportamiento entre gatas y gatos. La diferencia entre los géneros se marca menos en los felinos que son de raza pura, donde el carácter es parte de la determinación de la raza. Lo cual te permitirá seleccionar una raza de gato vinculada con el carácter que se ajuste a tu estilo de vida y a tus preferencias felinas.

Con respecto a los felinos mestizos, cuyo carácter casi no se puede predecir, se dice que los machos vagan más, son más tolerantes y amigables, pero a las hembras les gusta estar más cerca de su hogar. También se comenta que las gatas dominan más en la casa, y que en algunas oportunidades esto puede dificultar la relación con otras mascotas.

No obstante, una gran cantidad de diferencias de comportamiento y temperamento que surgen en la pubertad, como marcar con orina en el caso de los machos, o las hembras que entran en celo, pueden desaparecer cuando son esterilizados.

Bien sea que te decidas por un felino de raza pura o uno mestizo, es fundamental que recuerdes que cada gato es único y que la personalidad, así como sus necesidades son diferentes. Estos detalles puedes consultarlos con el criador o con el encargado del centro de adopción, ya que ellos conocen las personalidades de cada felino y te pueden orientar para que lleves a casa el que más se adapte a tus gustos.

Francisco Javier García García
Últimas entradas de Francisco Javier García García (ver todo)