¿Cuántos años vive un gato bengalí y uno normal?

Los años que vive un gato bengalí o de cualquier otra raza depende de muchos factores, tal como su genética, el ambiente en el que se desenvuelven, la alimentación y el cuidado que se les proporciona.

Si estás pensando en comprar un gatito bengalí y disfrutar de su compañía, en Leparland te contamos que podrás hacerlo durante varios años, pues suelen tener una esperanza de vida bastante alta, siempre que les garantices la atención y los cuidados que requiere para ello. Ten en cuenta los consejos que dan los expertos al respecto y podrás tener a tu compañero por mucho más tiempo.

¿Cuántos años vive un gato normal?

En tugatobengali.com analizamos la vida media que tienen los gatos, tanto los bengalís como los de otras razas, para conocer más o menos por cuánto tiempo podemos disfrutar de esa personalidad tan única que poseen.

Tal como te comentamos anteriormente, existen varias circunstancias o factores que determinan la vida que tiene un gato, tales como la dieta, el medio ambiente en el que se desarrollan y su salud.

Entonces, ¿Cuántos años vive un gato? La verdad es que eso de las 7 vidas es un mito, pues las circunstancias en las que crece y se desenvuelve un felino determina su esperanza de vida.

En este sentido, la esterilización o castración de los gatos tiene mucho que ver en esto, pues cuando han pasado por este proceso, su esperanza de vida se extiende, debido a que esto evita que puedan desarrollar enfermedades en su aparato reproductor cuando envejecen, así como el riesgo de contagio del virus de la leucemia felina, del que se pueden contagiar al entrar en contacto con otro gato infestado.

En algunos sitios de internet se asegura que el período de vida de un gato puede alcanzar hasta los 20 años, aunque en realidad algunos estudios han demostrado que un gato doméstico tiene una esperanza de vida que se ubica entre 10 y 20 años. Esto quiere decir que la vida promedio de estas mascotas se ubica en los 15 años aproximadamente.

En este sentido, la raza del animal es algo a tener en cuenta a la hora de intentar analizar qué tanto tiempo podremos disfrutar de su compañía, pues cada una de ellas tiene una vida media distinta.

En este caso, como nos interesa cuánto tiempo vive un gato bengalí, te informamos que este felino es uno de los que destacan por contar con una buena salud a lo largo de toda su vida; incluso tiene inmunidad a la leucemia felina, por lo que tiene un período de vida más extenso que el de otras razas.

En el caso de los gatos comunes o mestizos, se ha demostrado que las hembras tienden a vivir hasta dos años más que los machos. Además, aquellos que viven en una casa y no salen, suelen tener un período de vida más largo que los que salen al exterior.

Aunado a esto, los felinos que tienen una vida silvestre o salvaje, poseen una esperanza de vida menor que la de los gatos domésticos, por la cantidad de riesgos a los que se exponen al no contar con los cuidados y seguridad que proporciona un cuidador.

De hecho, se estima que un gato de casa suele vivir hasta tres veces más años de los que viven los gatos que están en el exterior. Esta es una de las ventajas que tienen los gatos de bengala, pues debido a que son hermosos, sus propietarios tienden a procurar que se mantengan seguros dentro de la vivienda, asegurándoles los cuidados que requiere para su buen desarrollo.

¿Cuántos años vive un gato en la calle?

Los años que vive un gato que está en la calle o que sale al exterior constantemente es inferior a los domésticos, pues se encuentran con una serie de factores que limitan su vida media. Dependiendo de la cantidad de tiempo que estos se encuentran en la calle, los riesgos pueden ser más altos.

Dichos factores limitantes son la zona en la que vive, si es urbana, remota, suburbana o rural; la cantidad y tipos de vecinos que existen en el área; si existe vida silvestre depredadora alrededor, si algún animal salvaje o callejero está cerca, el tipo de clima de la zona, la distancia de la vivienda hasta los senderos o vías principales, entre otros.

Esto también influye en el nivel de susceptibilidad que tienen los gatos de infestarse de pulgas, garrapatas o cualquier otro tipo de parásito interno. De hecho, si estos participan en juegos o peleas en los que reciben mordidas o arañazos, las probabilidades de que se contagien de una enfermedad o sufran un accidente son bastante elevadas.

Aun cuando esta vida de libertad les permite explorar y conocer aún más el entorno que los rodea, según los datos arrojados por algunas investigaciones y estudios, los gatos que están en el exterior tienden a durar entre tres y diez años, por lo que su promedio de vida se calcula en 5.6 años aproximadamente.

Claro está, estos números son cálculos promediados, pues dependiendo de las circunstancias y cuidados que estos reciben pueden vivir más o menos años. incluso hay gatos bengalís que viven 15 años o más, aun saliendo al exterior, pero en compañía de su cuidador, con la respectiva correa y demás elementos que garantizan su seguridad.

Y es que nada está escrito al 100% cuando se trata de este tema, en vista de que la genética que tienen los gatos también los puede hacer más o menos propensos a desarrollar alguna enfermedad. En esto el gato bengalí es un privilegiado, pues tiende a ser muy saludable.

¿Cuántos años vive un gato en una vivienda?

Por lo general, los gatos que viven en una vivienda están esterilizados o castrados, cuentan con todas sus vacunas al día y no suelen sufrir lesiones provocadas por otros animales o elementos propios del exterior.

Además, estos felinos tienen la virtud de que no tienen que cazar o buscar alimento en cualquier parte, pues en casa siempre tienen fácil acceso a la comida, así como al agua limpia y fresca. Esta ventaja debe manejarse con cierta prudencia, pues puede conllevar a una obesidad por parte de la mascota, algo que no es muy beneficioso para su salud.

De hecho, tanto los gatos bengalís como los comunes, requieren una mayor atención, pues debe animárseles para que jueguen y realicen algunos ejercicios que les evite llegar a ser obesos, en vista de que eso trae consigo algunas complicaciones de salud que podrían ser letales.

Dependiendo de la previsión que tengan los cuidadores de un gato que vive dentro de una casa, su período de vida puede estar entre los 14 y los 20 años; esto hace que el promedio aproximado sea de casi 17 años.

Por tanto, si le garantizas la seguridad, el cuidado y atención necesaria a tu gato, dentro de tu vivienda, es probable que puedas disfrutar de su compañía por un largo tiempo.

Claro está, estos datos son promedios, pues algunos ejemplares han superado cualquier expectativa o proyección que exista sobre su período de vida, pues uno de los gatos que más tiempo ha vivido es el estadounidense Creme Puff, que duró 38 años y tres días, algo que rompió los récords a escala mundial.

Otros que han sobrepasado las estadísticas han vivido por un período de 23 a 36 años aproximadamente. Incluso, en el año 2020, el gato más longevo del mundo para entonces murió a los 31 años, al parecer durante su paseo matutino, pues nunca más regresó a casa, luego de estar inapetente y decaído por unos días.

¿Un gato bengalí vive más o menos que un gato normal?

La respuesta a esta interrogante es muy relativa, pues como te contamos son varios los factores que determinan si un gato vive más que otro. Eso sí, en líneas generales el gato bengalí se caracteriza por gozar de buena salud, por lo que es probable que viva más tiempo que otro de otra raza o común.

Si tienes esta raza de gato, lo llevas al veterinario, tienes sus vacunas al día, lo alimentas de manera adecuada y evitas que tenga contacto con otros animales, ya sean silvestres o domésticos que no vivan en tu casa, es muy probable que su período de vida sea bastante extenso.

El amor, la protección y el cuidado permanente son claves fundamentales para hacer que los gatos vivan por un largo tiempo, incluyendo a los de la raza bengalí, que tanto les encanta salir y explorar nuevos territorios, en especial si están en contacto con la naturaleza.

Tener en casa un gato es sinónimo de contar con un miembro más de la familia, pues al verlo de esa manera es probable que se sienta muy querido y seguro, lo que probablemente alargue su tiempo de vida. Eso sí, procura evitar que se salga hacia otros lugares que no conoces, pues los riesgos de sufrir un accidente o ataque aumentan.